Inicio » Novedades » Entrevistas » Charlas de peluquería » Referentes de la Campaña Nacional por el Derecho al Aborto Legal, Seguro y Gratuito

Referentes de la Campaña Nacional por el Derecho al Aborto Legal, Seguro y Gratuito

Con el calor del 13J intacto en nuestros corazones y el grito de aborto legal siempre en la la boca -aún con tapaboca- nos ponemos el pañuelo verde para charlar con Referentes de la Campaña Nacional para saber si en 2020 habrá aborto legal en el Hospital. Hacete vos también los ruleros y escuchá qué tienen para decir en esta nueva Charla de Peluquería

Por Florencia Sabaté

Compartir

MxM: ¿Vos pensás que en 2020 #SeráLey?

Martha Rosemberg: Sería escándalo que no lo fuera! Después de anuncios tan explícitos y urgencia sanitaria y aumento de la violencia por las condiciones de ASPO que incrementan las necesidades de sostener la autonomía de las decisiones libres e informadas sobre los embarazos.

Monica Menini: Este año la Campaña cumple 15 años de militancia activa y hemos hecho todo, desde tener un símbolo, el pañuelo verde, que recorre el mundo pasando por una transferencia generacional de la lucha sin precedentes en los movimientos sociales hasta poner más de un millón de compañeres en las calles. No en vano decimos Aborto 2020. Estamos convencidas que es el año en que el arco político y en especial el oficialismo, que ha hecho campaña electoral con la promesa de aborto legal y voluntario en Argentina, tiene que dar el paso trascendental. Es el momento de la historia. Estamos a mitad de año y todavía hay muchas cartas para jugar en el Congreso Nacional  a pesar de todo lo que nos sucede a nivel global que entre muchos temas acuciantes, vio como  las mujeres siguen abortando y se mueren de aborto aun en una situación totalmente excepcional.

Elena Meyer: En el contexto en que estamos, sin poder salir a la calle a manifestar la necesidad de que salga la Ley, veo muy difícil que en el 2020 haya avances

Soledad Deza: Nos lo deben. No veo que esté en Agenda, lamentablemente. Tampoco circuló siquiera el Proyecto y ese hermetismo que desanima, es además una falta de cortesía con quien es actora estratégica del tema: la Campaña.

Carolina Comaleras: SI. Es un derecho que no admite mas postergaciones.

Pamela Martín García:  Sí, no solo por la voluntad expresada por el ejecutivo nacional y por gran parte del Congreso Nacional, sino porque la marea verde es imparable. La lucha por el derecho al aborto tiene décadas de transitar, de ser unas pocas a ser millones. La sociedad acompaña este reclamo de salud, autonomía y derechos.

Celeste MacDougal: Yo pienso que el aborto va a ser ley en 2020 porque hace 15 años que la campaña está construyendo sentido para que así sea y porque hace muchísimos años mas hay compañeras construyendo sentido respecto de que el aborto sea un derecho, que las decisiones autónomas de las mujeres y personas con capacidad de gestar son un derecho. Creo que este año va a ser ley porque generamos una movilización y un consenso social inédito en la Argentina en la lucha por un derecho y creo que esa es la base clave y fundamental para conquistarlo. Nosotras sabíamos que iba a ser difícil y que iba a costar (y sigue costando un montón), todavía no es legal, pero yo si creo que lo vamos a conquistar justamente por el nivel de movilización y consenso social.

Mariana Hellin: Si, yo creo que en el 2020 va a ser legal el aborto. Pienso ésto no por una cuestión de ingenuidad política o por una cuestión de deseo o fe ciega en alguna cosa, sino  porque sabemos que cuando el presidente de la nación reconoce el tema como una cuestión de politicas de estado y salud pública, no es el mismo recorrido el de juntar los votos que sean necesarios para que sea ley. Además nos interesa que proyecto será ley, como campaña hemos elaborado un proyecto absolutamente democrático y federal y, por supuesto, nos gustaría que sea ese el que se apruebe.

Maria Alicia Gutierrez: Yo creo que mas tarde o mas temprano el aborto va a ser ley, esperemos que en el 2020, pero la situación actual pone en paréntesis el entusiasmo que teníamos al comienzo. La existencia de la ley es una condición absolutamente necesaria pero no es suficiente. Es central para operar para su efectiva implementación. Esto va acompañado de una serie de decisiones políticas. Incluso, pensemos, cómo sucede con el tema de ILE. Tenemos un protocolo del Ministerio de Salud de la Nación que no se aplica con la misma regularidad y eficacia en todo el país, hay muchos obstáculos que tienen que ver con un avance muy importante de los grupos antiderechos que estan presentes en toda la región.

MxM: ¿Qué pensás sobre lo que dijo Alberto Fernandez respecto a que el tema de la legalización del aborto no es urgente?

Martha Rosemberg: Puede ser que no esté dentro de sus urgencias. Sí de las nuestras. Es contradictorio con sus declaraciones anteriores que le valieron gran apoyo popular y credibilidad que su gobierno saldaría esta deuda de la democracia con los derechos humanos de las mujeres y otras identidades con capacidad de gestar. Y de la democracia social consigo misma.

Monica MeniniEl presidente puso él mismo en agenda la legalización y despenalización del aborto en Argentina y hasta prometió la presentación de un proyecto propio. Desde ese momento cuando faltaban solo 10 días para que presente su proyecto según dijo hasta hoy, el mundo cotidiano de todes y el de la política nacional e internacional se transformó. De eso no hay duda y seguramente todes coincidimos. No es cierto afirmar que el aborto no es un tema de salud urgente ni antes, ni durante, ni después del COVID19. A ello se suma que es un tema de derechos humanos. Es importante aun con Pandemia de COVID19 que la AFI se transforme, que las empresas sean intervenidas si es necesario y hasta expropiadas si es por el mejor  interés de todes, que la Soberanía alimentaria entre a la agenda del Estado y sin duda también es importante el acceso pleno por decisión voluntaria a los derechos sexuales y (no)reproductivos de todas las personas. No entender las urgencias del Pueblo es un error. Y no estamos para errores.

Elena Meyer: Sumado a los dichos del Presidente, donde muestra una vez más que la prioridad nunca fue la salud y la vida que están en riesgo al no tener Ley de Acceso al Aborto legal, seguro y gratuito. Además pienso que no están dispuestos a enfrentarse a las Iglesias y Religiones por el costo político que esto pueda acarrear. Una vez más la Iglesia como poder del Estado en la Argentina.

Soledad Deza: Entiendo lo que dijo Alberto en un contexto de Pandemia donde claramente hay otros temas acuciantes y comprendo la encrucijada que supone este desafío epidemiológico. Pero no comparto que sea una razón válida,  porque si bien priorizar asuntos de Estado y reconfigurar la Agenda Política frente a la Pandemia es parte central en la gestión presidencial, la legalización del aborto es también una cuestión de salud pública, igual de importante que extremar los medios para incrementar los respiradores. Este es el eterno problema de agenda feminista: lo urgente nos distrae de lo importante, sea que lo importante sea económico, financiero, laboral, restructuración de deuda o sistema provisional. No creo que ninguna coyuntura justifique que la libertad, la igualdad y el auto-gobierno de nuestros cuerpos continúen de rehenes de ningún virus: fundamentalista, burocrático o biológico. Me preocupa y mucho que la deuda de la democracia con las mujeres y personas gestantes deba esperar condiciones de “normalidad” que no existen, ni existirán en lo mediato. El tiempo de saldar la deuda es ahora

Carolina Comaleras: Creo que AF ha tomado todas las medidas necesarias y urgentes en el contexto de la Pandemia priorizando la salud de la población, por eso pienso que se equivoca al decir que posterga el envío del proyecto del ejecutivo porque “no está dentro de sus urgencias”.
El acceso al aborto legal es una urgencia en la vida de cientos de mujeres, niñas, adolescentes y personas con capacidad de gestar en nuestro país desde hace años. Ha reconocido también que es un tema de salud pública y de justicia social tristemente invisibilizado y postergado por eso no se puede subestimar que obstaculizar o negar una interrupción de embarazo, tiene efectos muy negativos y compromete la vida y la salud de quienes tienen derecho a interrumpir un embarazo. El aborto, con ó sin cuarentena, sucede, existe e insiste , las personas abortan igual y garantizar una práctica legal y segura es vital para cientos de personas gestantes en nuestro país.
Presentar el proyecto no va a agravar la crisis económica y sanitaria que vivimos en ésta coyuntura y que son, sin dudas una enorme preocupación y un problema para AF y para todxs. AF ha dicho en distintas oportunidades que tiene el compromiso y la convicción de que el aborto debe ser legal en nuestro país, por ello con el proyecto listo y las Cámaras en condiciones de tratarlo presentar el proyecto, es dar el puntapié inicial que refleje su compromiso y convicción y responder a un reclamo histórico propulsado por la Campaña Nacional por el Derecho al aborto legal seguro y gratuito en nuestro país. Luego será responsabilidad de los Legisladores abrir el debate y sancionar la ley que finalmente garantice que el acceso al aborto legal sea una realidad en nuestro país lo que sin dudas abrirá nuevos desafíos que estamos dispuestas a asumir.

Pamela Martín García:Creo que se contradice y es peligroso para la vida y salud de mujeres, niñas y personas gestantes. El presidente ha mostrado su voluntad política de avanzar, incluso con un proyecto propio, desde su campaña y al momento de asumir, estábamos próximas a un nuevo tratamiento hasta que apareció la pandemia. Hoy más que nunca necesitamos ley de IVE, cada año hay cerca de 50mil internaciones de mujeres y personas gestantes producto de abortos inseguros y clandestinos, que ponen en riesgo su salud y su vida, que implican un alto costo para el estado: camas, terapias, recursos humanos que hoy necesitamos de suma urgencia estén disponibles por la crisis sanitaria producida por el covid19.

Celeste MacDougal: No me sorprenden los dichos de Alberto, la verdad. Para ningún presidente/a que sucedieron en el país el aborto fue una prioridad. Hay quienes lo obstaculizaron como Cristina Fernndez de Kirchner durante sus dos mandatos, hay quienes habilitaron el debate y estuvieron en contra como Mauricio Macri, y Alberto Fernadez tuvo declaraciones acerca de estar de acuerdo y que iba a mandar su proyecto pero acá estamos. Han salido otras leyes, entonces las prioridades siempre son otras. Las mujeres y personas con capacidad de gestar siguen poniendo en riesgo su vida y sin poder decidir libremente sobre sus cuerpos.

Mariana Hellin:  Me pasan dos cosas. Por un lado comprendo la situación sanitaria en la que está el país y no puedo dejar de darme cuenta que hay cuestiones en agenda estatal que pueden complicar el tratamiento de este tema. Pero, por otro lado, y esta es la otra cara que supongo compartimos con las compañeras es que nosotras no podemos esperar porque el aborto no espera.  El aborto en tiempos de pandemia sigue siendo un servicio esencial que necesitamos que se cumpla. Ademas, no solo el aborto que ya es ley o el que se da en la clandestinidad, sino que necesitamos avanzar en materia de políticas publicas también respecto del aborto. Entonces ¿Qué pienso? Entiendo la coyuntura pero no acuerdo.  Creo que hay que presentar el proyecto y discutirlo para por fin lograr que el aborto sea ley en Argentina. 

Maria Alicia Gutierrez: Sabemos que con el ASPO hay inconvenientes en el acceso en el acceso y que es diferencial la demanda de mujeres y personas gestantes al acceso a sus derechos sexuales y reproductivos y al aborto legal. En ese plano los dichos del presidente no fueron muy felices, porque en ese caso estaría quebrando su propia decisión y la de su ministerio de que esas atenciones son prioritaria. Por otro lado, no parece muy claro porqué desde un planteo político de mucho ímpetu de llevar adelante esta ley ahora en este contexto no la considere entre las cuestiones urgentes.
De mi parte lamento la expresión mas allá de que políticamente sea mas o menos conveniente, y es un dialogo que creo conveniente se tenga con las organizaciones.

Contacto