Inicio » Novedades » Comunicados » ¡Sí, que tiemble la tierra!

¡Sí, que tiemble la tierra!

Este 8 de Marzo la tierra tiembla en un Paro Internacional de Mujeres. Y si, que tiemble la tierra con furia feminista.

Compartir

Que tiemble la tierra por las que nos faltan cada 18 horas.

Que tiemble la tierra porque frente a tan obscena cifra, el Estado se farsa practicando la política del ensayo/error con el presupuesto para erradicar la violencia.

Que tiemble la tierra porque nuestros cuerpos no son soberanos.

Que tiemble la tierra porque en pleno siglo XXI el derecho al placer no está separado de la reproducción. Que tiemble la tierra por cada niña madre. Que tiemble la tierra porque Tucumán no tiene Ley 25.673. Que tiemble la tierra por Belén y los Jueces que la tuvieron 29 meses presa sin fundamentos. Que tiemble la tierra porque las muertes por complicaciones por aborto siguen subiendo. Que tiemble la tierra por cada vez que frente a la disputa política sobre legalización del aborto, se corre el eje de discusión desde el campo de la democracia al de la vida del feto. Que tiemble la tierra por el silencio genuflexo del Congreso. Que tiemble la tierra para que caigan los rosarios que asfixian nuestros ovarios.

Que tiemble la tierra por nuestra explotación.

Que tiemble la tierra por las políticas de ajuste neoliberal que feminizan la pobreza. Que tiemble la tierra por cada precarización y por cada despido que mina nuestras posibilidades de independencia y libertad. Que tiemble la tierra porque el cuidado de hijos, adultos y enfermos es un trabajo no remunerado, aunque nuestra cultura lo haya naturalizado como un rasgo femenino. Que tiemble la tierra por la brecha salarial que nos hace ganar menos que los varones haciendo igual trabajo, que nos pone un techo de cristal y nos ata a un suelo pegajoso.

Que tiemble la tierra para que caiga el Patriarcado.

Que tiemble la tierra porque estamos hartas de que nuestro cuerpo sea territorio de conquista. Que tiemble la tierra por cada compañera que teme caminar sola por la calle. Que tiemble la tierra por cada relato de violencia descreído por las Instituciones. Que tiemble la tierra por Milagro Sala. Que tiemble la tierra porque “lo personal es político”. Que tiemble la tierra porque ser feminista sigue siendo un motivo de explicación. Que tiemble la tierra por cada mujer que no sabe “agradecer a una feminista” poder estudiar, votar y tantas cosas más. Que tiemble la tierra porque mujer se hace, no se nace. Que tiemble la tierra porque nos organizamos contra el Patriarcado como sistema económico, político, social y cultural que oprime históricamente nuestras vidas y se sirve impune de nuestros cuerpos, nuestro trabajo, nuestra dignidad y nuestra inteligencia para reproducir la sociedad.

Que tiemble la tierra porque aunque nos violan, nos queman, nos empalan, nos tiran a la basura, nos entierran vivas, nos censuran, nos tapan, nos desnudan, nos apresan, nos denigran, nos insultan, nos someten y nos incomodan, NOS ORGANIZAMOS para decir BASTA. Si nuestras vidas no valen ¡Produzcan sin nosotras! NI UNA MENOS, VIVAS Y LIBRES NOS QUEREMOS

 

 

Fotografía: Gentileza de Agencia de Prensa Alternativa (Apa!)

Contacto