Inicio » Novedades » Comunicados » La Casa de los Conejos: Cine-debate y miradas necesarias

La Casa de los Conejos: Cine-debate y miradas necesarias

En el marco de la Semana de la Memoria, en conmemoración al ultimo golpe cívico militar acontecido en nuestro país, nuestres jóvenes se reunieron a ver la película La Casa de los Conejos y a charlar sobre la importancia de tener como estandarte la memoria, la verdad y la justicia en nuestra construcción de ciudadania.

Por MxM

Compartir

La memoria nos construye, nos identifica, nos atraviesa. Nuestra memoria, como país, nos pesa y nos duele. Como jóvenes, nuestra memoria es nuestra bandera.

Muchas veces somos sacados de las charlas donde el tema es el 24 de marzo porque “no estábamos vivos” o “no sabemos lo que era”. Como si el análisis sociopolitico que une pudiera hacer sobre una coyuntura que, como una herida que no cicatriza, nos atravesará siempre se redujera a un grupo selecto de personas.

Como jóvenes, feministas, comprometides con los derechos humanos, entendemos que es nuestro deber tener espacios de debate, de charla y de reflexión en torno a esta epoca tan oscura de nuestra historia. Y sostenemos que es nuestro deber porque como jóvenes muchas veces damos por sentada la democracia y la libertad, y el “golpe” se reduce a un capitulo en nuestros libros de historia. Pero no. LA MEMORIA ES NUESTRA BANDERA. 

La Casa de los conejos, filme basado en el libro de Laura Alcoba, cuenta los meses antes del golpe del ´76 desde la perspectiva de una niña. Un quiebre en la narrativa tradicional. Pero Laura no es cualquier niña, es hija de montoneros, y vive en una casa donde entre todes resisten.

La charla a propósito de la película desembocó en reflexiones personales sobre qué es para cada une Nunca Más, y nos pareció oportuno resumir todas las ideas en una sola:

Nunca Más es años de lucha que nos preceden y que nos quedan. Es una promesa y un compromiso de no volver al silencio, de no permitir el odio, de ampliar derechos. El Nunca Más es un manto que nos cuida del miedo y nos une en una bandera común.  

Contacto